Instagram Integra los Gifs y las Videollamadas

REPORTAJE DE TECNOLOGÍA: "Las Redes 5G"

Los usuarios cada vez demandamos más y más velocidad en nuestras conexiones a internet. Ya ha pasado la etapa en la que pedíamos no sé cuántos gigas en el ADSL de casa: ahora las exigencias han cambiado de dispositivo, trasladándose al teléfono móvil y el uso que hacemos de su acceso a internet.

Porque es cierto que aún podemos encontrarnos en situaciones en las que el 3G nos da fallos, apareciendo en nuestro móvil esa temida letra H que indica una pobre conexión. Sin embargo lo cierto es que, por norma general, casi todos podemos disponer de una conexión 4G la mayor parte del tiempo, una circunstancia que da buena cuenta de hasta qué punto nuestras conexiones móviles han ido mejorando.

Pero nunca es suficiente. Ahora estamos inmersos en la batalla por conseguir 5G, y los operadores lo saben. También lo saben los gobiernos, que están poniendo de su parte para que estas conexiones sean accesibles lo antes posible. Y el español no es una excepción.

El Gobierno empieza a instalar redes 5G


De hecho, el caso español puede considerarse incluso uno de los pioneros, ya que somos el tercer país, tras Alemania y Reino Unido, en contar con una hoja de ruta específica para que estas conexiones se extiendan y popularicen a lo largo y ancho de todo el territorio nacional.

La primera parada llegará en 2018. Será entonces cuando el Gobierno lanzará las licitaciones de las primeras bandas de frecuencia para 5G: las de 3,6 GHz (3.600 MHz-3.800 MHz) y las de 1,5 GHz (1.452-1.492 Mhz). Una vez abiertas estas licitaciones, los diversos operadores podrán comenzar a desarrollar sus proyectos para que estas conexiones acaben en nuestros smartphones.

Sin embargo, hay otras dos bandas a las que aún les tocará esperar: se trata de la de 700 Mhz (segundo dividendo digital) y la de 26 Ghz, que aún no tienen una fecha de licitación prevista, con lo que no se sabe cuándo empezarán a ser desarrolladas.

El impacto estimado: 14.600 millones hasta 2025


Este hándicap no preocupa demasiado al Ejecutivo, que considera que las ofertas de servicio básico residen sobre todo en las bandas de 3,6GHz y de 1,5GHz. De todos modos, lo cierto es que el Gobierno sí que va a empezar a convocar diferentes subvenciones para que las distintas 'telecos' empiecen a experimentar con esta tecnología para, poco a poco, ir implantándola en sus desarrollos y sus ofertas comerciales.

En cualquier caso, no se trata de un proyecto baladí. Según las cifras proporcionadas por el Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital, nuestro país espera que la introducción del 5G en los sectores de la automoción, la salud, el transporte y los servicios públicos en España tenga un impacto económico de hasta 14.600 millones de euros antes de 2025.

Para ello, el Gobierno ha lanzando el Plan Nacional 5G, que toma como base las aportaciones y los resultados de la consulta pública realizada el pasado mes de julio, como hoja de ruta para el desarrollo de estas conexiones. Todo sea para que los ciudadanos cada vez tengamos mejores conexiones en nuestro móvil, que muy pronto desbancará definitivamente al ADSL de casa como nuestra principal fuente de conexión a internet.