El Clavel

El clavel, cuyo nombre científico es Dianthus caryophyllus, es la Flor Nacional de España y la Flor de las Islas Baleares. Tanto en las ciudades como en los pueblos te la encontrarás en jardines o decorando las mesas de los patios y terrazas. Al ser una hierba perenne que crece hasta alcanzar una altura de unos cincuenta centímetros, se puede tener en cualquier rincón durante todo el año.

Se caracteriza por tener hojas opuestas, paralelinervadas, estrechas y lanceoladas de color verde glauco. Las flores, que brotan en primavera y verano, miden 4cm de ancho, y están compuestas por pétalos perfumados que pueden ser rojos, rosas, blancos, amarillos o bicolores.


  • Ubicación: necesita estar expuesto a la luz del sol de manera directa.
  • Suelo o sustrato: no es exigente, pero necesita que tenga buen drenaje. En maceta es muy recomendable poner una primera capa de arcilla expandida antes de plantarlo.
  • Riego: tiene que ser frecuente, evitando el encharcamiento. Por lo general, se debe regar tres veces por semana en verano y una o dos por semana el resto del año.
  • Abonado: desde primavera a verano con un abono para plantas de flor siguiendo las indicaciones especificadas en el envase.
  • Poda: se han de quitar las flores marchitas.
  • Multiplicación: se pueden sembrar las semillas en primavera, o sus esquejes en primavera-verano.
  • Época de plantación o trasplante: en primavera.
  • Rusticidad: resiste sin problemas las heladas de hasta los -4ºC.